La bayoneta

El día de hoy fui a visitar a una persona que me fue recomendada por un amigo mío, debido a que él tiene una empresa que se dedica a la preparación de estudiantes aspirantes a presentar el examen TOEFL, un examen que indica el buen o mal inglés que alguien posee ante estándares altos y profesionales.

Aquella persona me recibió en una sala de juntas que tiene en su oficina, una sala verdaderamente bonita donde se respira un aire de antigüedad y sabiduría, combinado con un toque de modernidad y elegancia clásica.

Detrás del escritorio donde me encontraba sentado, esperando al señor, se encontraba una vitrina iluminada con luz tenue, donde había una colección de armas de fuego clásicas; la más impresionante era una bayoneta del siglo XIX, Chasseport, utilizada en la guerra Franco-Prusiana de 1870, particularmente en la batalla de Sedan, donde fue hecho preso el emperador francés Napoleón III.

bayoneta2

Cuando de armas se habla, es muy común que se mencionen fusiles de muchos calibres y de muchas clases; sin embargo, es bastante raro que alguien mencione algo sobre una bayoneta, algo un tanto injusto, si es que tenemos en cuenta la importancia que ha tenido la bayoneta en el campo de batalla en los últimos 400 años.

Muchos veteranos y analistas militares se han referido a la bayoneta como la mejor amiga del soldado de primera fila, desde que la pólvora fue introducida en el campo de batalla eficazmente desde el siglo XIV.

La bayoneta, aunque su función siempre ha sido la misma, ha tenido varias modificaciones a lo largo del tiempo, comenzando al principio como una herramienta ingeniosa de un soldado en el siglo XIV.

La bayoneta es un fusil con un cuchillo instalado en la parte superior del mismo, cuyo objetivo es proveer al soldado con defensa hábil, tanto a larga como a corta distancia, aumentando mucho sus posibilidades de supervivencia en un avance hacia la toma de posiciones enemigas o en la defensa de su propia posición, sea esta una fortaleza, una colina, puente o trinchera.

La primera bayoneta fue utilizada en el siglo XIV por un soldado rumano en los Cárpatos, peleando contra una gran ofensiva turca; sin embargo, el comandante de escuadrón del soldado prohibió la utilización de dicho instrumento improvisado, acusando a éste como falta de disciplina al manual de guerra.

bayoneta2

No obstante, el invento resurgió en el siglo XVII, cuando el sistema de concentración de fuego se estableció de una manera mucho más sistemática y la necesidad de evitar las distancias en entre el enemigo y uno mismo se convirtió en un aspecto de vida o muerte, debido al titánico poder que adquirió la artillería concentrada.

Otro elemento que hizo de la bayoneta un arma necesaria en la infantería de cualquier ejército profesional fue el hecho de que se dejó de utilizar todo tipo de armadura en el campo de batalla, por lo que era absolutamente necesaria la utilización de un armamento, que funcionaba como una lanza y como un fusil.